Desratización Eliminación de roedores

En qué consiste

Ratón

La desratización tiene como función la eliminación de roedores (ratas y ratones) de un determinado lugar. Se puede llevar a cabo de dos maneras diferente, pasiva y activa.

Desratización pasiva

Conjunto de técnicas que impiden a los roedores penetrar, o que vivan y proliferen en los locales o instalaciones. Con ella se modifican las condiciones ambientales con objeto de prevenir y limitar la expansión de dichas especies.

Los procedimientos y métodos de desratización pasiva se enfocan al control del medio ambiente, engloban diferentes sistemas para impedir que los roedores entren, vivan y procreen en un lugar determinado, tienen un significado preventivo y, si es necesario, se complementará con tratamientos químicos. Para lograr este objetivo, hay que modificar las condiciones ambientales, ya que los roedores necesitan de estas para desarrollar su actividad básica y así poder expandirse. Se trata de impedir el acceso.

Desratización activa

Compuesta por métodos físicos, químicos y biológicos cuyo objetivo es el control de roedores como ratas y ratones.

Cada grupo engloba procedimientos, métodos y técnicas diferentes y, en muchas veces, para lograr éxito en el control de roedores es recomendable la combinación de los diferentes métodos según el problema y si se trata de acciones de choque o de mantenimiento.

Sistemas y métodos

Los sistemas y métodos de desratización activa, integran procedimientos para atacar y destruir a los roedores allí donde se escondan:

Cebos rodenticidas. En ellos se mezcla y una sustancia atrayente con un principio activo. Estos cebos se colocan en elementos denominados portacebos, identificados mediante etiquetas informativas en las que de manera clara figura: Número de portacebo, productos utilizados (con el principio activo), fecha de instalación y posteriores revisiones, y muy importante, antídoto y la frase "RATICIDA NO TOCAR"; estratégicamente colocados.

Cualquiera que sea el cebo empleado, se colocará en recipientes adecuados, nombrados anteriormente, en lugares accesibles e indicados, de forma que puedan ser reconocidos por nuestros técnicos de aplicación y reconocidos por su personal.

Esta colocación en porta cebos de seguridad facilita además el cambio de los cebos, utilizando la rotación de los mismos.

Productos autorizados

Existen varios métodos bien diferenciados, químicos, físicos, biológicos y mecánicos. Todos los tratamientos de TRASANAM están garantizados y se realizan con productos autorizados por el Ministerio de Sanidad.

Si quieres saber más...

No dudes en llamarnos, contacta por email, por teléfono o envíanos un mensaje, puedes hacerlo pinchando a través de nuestro formulario de contacto.